Esta vez no llego tan tarde como otras veces y he conseguido ver El Embarcadero, la nueva serie de los creadores de la exitosa La casa de papel y coproducida por Movistar+ y Atresmedia Studios, relativamente cerca de su fecha de estreno. He de confesar que no he visto la anterior creación y la tengo súper pendiente, así que a ver si me pongo con ella cuanto antes y quizás en su momento escriba también por aquí algo sobre ella.

El embarcadero comienza con el supuesto suicidio de Óscar y el descubrimiento de su doble vida por parte de Alejandra, su mujer, que se entera que llevaba ocho años engañándola con una amante completamente opuesta a ella. Es entonces cuando su camino se cruza con Verónica, una mujer totalmente libre y salvaje, como el entorno en el que vive, en una búsqueda de respuestas que no parece tener fin y que hacen avanzar la historia a través de múltiples ramificaciones. En este punto, es obligado que remarque las fantásticas interpretaciones de Verónica Sánchez, Álvaro Morte y especialmente de Irene Arcos, que interpreta a una Verónica valiente, fresca y sin ataduras que me conquistó desde los primeros momentos en los que aparece en pantalla.

Resultado de imagen de el embarcadero movistar+

El expresionismo abstracto norteamericano como inspiración para la fotografía

Si sus actores me han conquistado, no menos lo ha hecho la fotografía de la serie y el tratamiento de las imágenes, con su tan bien llevada contraposición de imágenes según el espacio en el que transcurre la acción: por una parte, la parte urbanita de Valencia, donde mayoritariamente transcurre la vida de Alejandra y, por otra parte, la parte salvaje y natural del entorno de La Albufera, donde tiene su casa de ensueño Verónica, y que sin lugar a dudas es otro de los grandes atractivos de la serie.

Resultado de imagen de el embarcadero movistar+

“Las escenas de la ciudad están invadidas por los azules, fucsias, rojos y magentas que asaltan y tiñen la cara de los personajes, en contraposición con la luz absolutamente naturalista de la Albufera”, según han relatado los creadores de la serie en una interesante entrevista en El Mundo. Detrás de la fotografía de la serie se encuentra Miguel Amodeo, habitual en los trabajos de Vancouver Media, quien también ha confesado que como referencia visual para El Embarcadero se ha guiado por el expresionismo abstracto norteamericano. De este modo, ha manifestado que se inspiró en la pintura de Mark Rothko, que trabaja con masas de colores horizontales para las escenas rodadas en la Albufera y  para el rodaje en la ciudad de Valencia en Jackson Pollock, como artista que vomita todo sobre el lienzo y emplea el color de forma impulsiva.

Resultado de imagen de el embarcadero movistar+

Un trabajo de color grading muy concienzudo

En esa misma entrevista, los creadores de la serie también han relatado que otra de las características técnicas de El embarcadero fue su rodaje en 2:35, un formato mucho más panorámico y muy poco usado en producciones para televisión y el uso de cámaras RED weapon con las que han podido trabajar a 7K, que permitió engrandecer el discurso visual de este drama sentimental. Todas estas características fueron tenidas en cuenta por Pepe Abellán y Fernado Martínez, quienes figuran en los títulos de créditos de la serie como los encargados del etalonaje y la postproducción, a la hora de  realizar el color grading de la serie de forma perfecta, permitiendo al espectador saltar de los bellos paisajes de La Albufera a la Valencia urbanita y modernista, totalmente contrapuestos, de forma natural sin sentir ningún defecto o error de imagen. No nos cabe duda que tuvieron que realizar un trabajo concienzudo a la hora de tratar todas las escenas y aunar las diferentes gamas de colores que salpican cada una de ellas.

Resultado de imagen de el embarcadero movistar+

No nos queda más remedio una vez más que aplaudir el gran trabajo de todos los profesionales involucrados en esta nueva serie de ficción española que realza con sus logros el momento dulce que está atravesando la ficción de nuestro país, gracias especialmente a la apuesta y el impulso que se está realizando desde las plataformas de pago por los creadores españoles.

Posts Relacionados