Una campaña corporativa también puede ser cinematográfica

Driving Innovation, una campaña para la Universidad IE University, es uno de nuestros últimos proyectos coloreados en 2018. Consiste en cinco vídeos protagonizado por cinco estudiantes, en el que cada uno de ellos demuestra su mejor habilidad (escultura, vela, rugby, etc), transmitiendo con ello sus valores más importante, unos valores compartidos con los de la propia universidad.
IE BUSINESS SCHOOL

Los ejecutores tras la lente

La campaña ha sido producida por La Costa, productora con la que hemos trabajado en más de una ocasión. Esta vez el proyecto ha sido co-dirigido entre Jaime Dezcallar, director muy conocido ya en Colorsm; y Rob Knook, con el que es la primera vez que hemos trabajado y ha sido un placer. La dirección de fotografía corre a cuenta de Enrique Millán, también conocido en Colorsm por otros proyectos como Amanecer Bailando.
IE Business School

La pareja de directores que han dado vida a estas historias

Jaime es guionista, productor y director, tanto en TV, como cine, publicidad y teatro; Rob es un realizador y creativo holandés afincado en Madrid, con un fantástico background en visual, digital media e ingeniería. Como decíamos, entre los dos han realizado tanto la creatividad como la dirección de las piezas, contando cada una de las historias de una manera minimalista y elegante, con un texto muy potente y conciso.

El ojo encargado de pintar con la luz

Enrique Millán ha sido el DoP encargado de preparar a Colorsm el mejor lienzo posible para colorear a voluntad. La mayor parte de las historias transcurren en exterior y están rodadas con luz natural; en las distintas piezas podréis ver la sensibilidad con la que Enrique recoge la luz para llenar de sentido cada plano.
IE BUSINESS SCHOOL

Alexa Mini y ópticas lomo squared front anamorphic, el pack favorito en Colorsm

El proyecto se rodó íntegramente con este pack, excepto uno de los vídeos en el que se usó otro tipo de ópticas. Además, hay unos cuantos planos rodados con dron DJI. Recibimos el material de ARRI en ProRes 4444, a 2944×2160 y 25fps, listo para desanamorfizar y trabajar en ello; mientras que los brutos de dron llegarían en H264, a 4096×2160, y 50fps. Cuando tenemos esta mezcla de ratios y fotogramas por segundo, siempre hay que prestar especial atención a la hora del conformado, ya que podríamos tener problemas (recordad nuestro artículo en el que hablamos sobre esto).
IE BUSINESS SCHOOL
Respecto a la corrección de color, se presentaban dos retos importantes: Por un lado, igualar los planos de dron y los planos de Alexa, que nunca es tarea fácil por la diferentes texturas de cada cámara. Y por otra parte, mantener la continuidad de la luz, sobre todo en las piezas rodadas en exterior en las que el tiempo no acompañó durante la jornada de rodaje.
IE BUSINESS SCHOOL

Dejando de lado los contratiempos técnicos, pasamos a hablar del look. En este caso, se debían trabajar cinco looks distintos, ya que cada pieza es una historia totalmente distinta. Pero al mismo tiempo, habríamos de conservar una uniformidad a lo largo del proyecto, ya que la campaña al completo debía tener una estética similar. Por lo general, las piezas tienen un look natural, preservando los colores que tenemos en la escena y manteniendo la calidez que tenemos en casi todas las piezas. Para equilibrar la diferencia entres unas piezas y otras, se intentó sacar una textura similar en cada una de ellas jugando con el nivel de negro y el grano.

A continuación os dejamos tres de los cinco vídeos, ¡esperamos que os guste!